27 agosto 2015

TE PERDÍ EN UNA NOTA


Y pensar que te he perdido…
Habías habitado en mí,
una noche tierna,
compartiendo mesa y barra,
fuiste sugerente,
incluso sensual,
visitamos cientos de lugares,
viajamos a todas partes,
nos cogimos de las manos,
emanándonos deseo,
besándonos en cada espacio,
acariciándote en cada uno
de tus trazos.

Y pensar que ibas escrita,
en aquella nota
que se cayó de mi bolsillo,
y por más que te escriba y escriba,
no seré capaz de reescribirte.
Intentaré recrearte
en otras hojas,
pero tú,
no serás la misma,
hasta tu olor será distinto,
cederá mi memoria
a la lenta carcoma del olvido,
y se irá apagando,
la chispa de nuestro idilio.

Aunque también puede…
Puede que regrese la magia,
a poseer mi mano,
y cambie mis palabras por líneas,
para dibujar algo,
que me haga adivinar
en el fondo de un párrafo
tu silueta,
y vuelen mis anhelos,
más allá de mis letras,
y vuelva a ser tuya mi inconsciencia.

4 comentarios:

  1. Anónimo11:27 p. m.

    Emocionada de volver a tenerte, no vuelvas a irte así mi poeta!!

    ResponderEliminar
  2. Muchas gracias, yo no me voy, son expulsadas las musas por las preocupaciones de los deberes diarios. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Muy bonito, se nota el sentimiento, un biquiño :)

    ResponderEliminar
  4. Por cierto, soy Rocío la de Galicia Poética en Wordpress, ya ves que tengo también un blog medio abandonado en Blogguer... mis memorias versadas :D Bicos otra vez.

    ResponderEliminar

Gracias por tus letras y tus espacios, tus comas y tus puntos, tus signos, tus clicks... tu atención.