17 mayo 2006

PERDIENDO

Desplante de bondad,
neoplasia pulmonar,
dibujito de Alá,
sombra que has de pisar.

Gracias a ti he aprendido,
lo que es el silencio amargo, seco y sordo,
del sufrido teléfono,
los tonos desasistidos de atención,
la derrota en forma de vacío sin eco.

Pero no podrás enseñarme
a sentirme solo, anémico de estima,
eso ya les ha tocado a otros,
tú solo podrás recordármelo,
aunque ya lo haga yo, repetidamente, cada día.

De tanto caer encima de él,
ya soy primo-hermano del fracaso,
pensarás que me quejo de todo,
yo solo pienso, que gane lo que gane,
eso nunca compensará lo que perdí,
cuando siento que pierdo.

1 comentario:

  1. Anónimo10:53 p. m.

    Hmm I love the idea behind this website, very unique.
    »

    ResponderEliminar

Gracias por tus letras y tus espacios, tus comas y tus puntos, tus signos, tus clicks... tu atención.